Skip to content

el circo de la izquierda

20/09/2015

pyonyang

Me cuenta un amigo que, este fin de semana, en el marco de la fiesta mayor barcelonesa, está actuando en el Fossat de Santa Eulàlia del castillo de Montjuïc –enclave donde fue fusilado Lluís Companys- el Circo Nacional de Pyongyang, uno de los más refinados instrumentos de propaganda cultural del régimen dictatorial de Corea del Norte.

Resulta fácil imaginar que la vida de sus componentes no debe de ser un camino de rosas y quien escribe estas líneas aborrece los vetos culturales, pero, ciertamente, da mucho que pensar que todas esas personas concienciadísimas, humanitarias y sensibles, que exigen prohibir la actuación de artistas israelíes y se dedican a reventar festejos taurinos, no hayan prestado la menor atención a este hecho.

En el programa de la Mercé se indica que las actuaciones circenses han sido organizadas por la Casa Asia y la Embajada de Corea del Norte -¿?-, y aseguran que los acróbatas “os maravillarán con su espectáculo, que se basa en malabarismos con los pies.” Malabarismos los de esta izquierda lamentable y bochornosa que padecemos, que también parece emplear mejor los pies que la cabeza, si es que posee alguna de las dos cosas.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: