Skip to content

testigo ocular

01/09/2015

El sereno

Se me ha escurrido un ojo

entre tus senos.

Si lo encuentras,

confíaselo al sereno

que sabe dónde vivo

y qué mal duermo

desde que tu marido

carga cuernos

y el crío te pregunta

por papá.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: