Skip to content

chica de domingo

31/10/2011

– ¿Quieres una birra?

– No, a mí la cerveza no me gusta. Pero el calimocho sí. El calimocho hay que hacerlo con vino malo, como esas garrafas de ocho litros que venden en el Mercadona. En 2002, íbamos cada día a beber a casa de Néstor y, un domingo, hicimos una fiesta con lo que había sobrado del viernes. Yo llevé Larios y JB y, cuando se acabó nuestro vino, fui a la cocina y pillé un reserva. Estaba malísimo. El calimocho se hace siempre con vino malo y cocacola buena, que es lo mejor. Como era domingo, al día siguiente fuimos todos al cole mareados perdidos, con resaca, yendo al lavabo cada dos por tres. Todavía tengo el vídeo de la fiesta, a gatas, con la canción de Eurovisión de Rosa, que se acaba en seco y yo pidiendo que la pongan otra vez y digo: “¡Voy a hacerme un calimocho!” Todos los putos viernes, borracha, tío. A mí antes me gustaba, pero un día que fui a la Hermética, para un cumpleaños de mi prima, terminé de eso de potar. Por eso ahora no bebo tanto. Eran buenos tiempos, ya no, nos hacemos grandes. Estaba enamorada perdida.  Míralo ahora a él, qué bajo a caído, irse con una gorda. Bueno, si él es feliz… Él quería otra que ya estuviera usada, por eso, para ir a saco. ¿Y tú qué? ¿Cuándo te casas? Es que si te quedas aquí, ya sabes lo que hay, aquí no hay nada. Donde te digo hay otro ambiente, tienes que probar. ¿La Ari no tiene amigas? Pues díselo, que traiga alguna…

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: