Skip to content

>la radio nocturna

24/11/2007

>
Martin es una bonita película que recordaba poco y mal. Aún con todas sus imperfecciones, consigue fascinarme y aporta proteínas a esta voluntad de querer hacer uno lo que realmente apetece y desea. Guarda todo el aroma del cómic roto de librería de segunda mano, un recorrido por lugares preciosos que uno repite cuando escribe, sin saber muy bien porqué.
Trenes
urbanizaciones
la radio nocturna
parafernalias quirúrgicas…
Los setenta fue la década de la radio nocturna en el cine. Ya sabemos quién mató, poco después, a la estrella de la radio, aunque, en el mundo real, cierta inquietud persiste. Si mueves el dial, a ciertas horas, oirás la llamada de extrarradio, la comezón interior del operario de noche, el detrito del incesto, el odio del hombre solo, de la mujer abandonada, del que ve aparecidos. ¿Dónde está el conde? ¿dónde?

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: