Skip to content

la manada

27/11/2005

>

Hay cosas que se saben incluso sin querer saberlas. A las tres de la mañana, los carteles de los cines se derriten en tus ojos, resbalando como sucias, resplandecientes mentiras. El bus se para, tu te bajas y ves una pareja vomitando junto a la fuente. Antes has rondado los bares, sorbiendo la embocadura de las botellas de cerveza, observando como se llenaban los espacios vacíos. Y ha aparecido un viejo compañero de la facultad, acompañado de su esposa y de seis personas más. Al rato ha confesado que apenas sale, que ni va al cine, ni folla, ni nada, pero que esta noche ha ido de fiesta en grupo para intentar emparejar a un amigo soltero con una amiga soltera de su mujer. La maniobra no ha funcionado. La manada deberá encontrar nuevos mecanismos de cohesión. Hoy en día, enamorarse es un pequeño, enorme milagro.

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: